fbpx
in-demand skills of 2021

Prácticas profesionales en España

Buscar unas pasantías en España siendo estudiante de grado o de máster puede ser muy beneficioso. Sin embargo, conseguir unas prácticas profesionales en la empresa que tú quieres requiere de mucho trabajo y planificación. No hay prácticamente ninguna diferencia entre ser contratado como becario o como empleado a tiempo completo en lo que respecta al proceso de selección. En LEAP, hemos trabajado con y ayudado a varios estudiantes internacionales de Ciencias, Comercio y Humanidades a conseguir las pasantías que deseaban. Una vez hayas conseguido unas prácticas laborales siendo extranjero, aprovechalas al máximo está en tus manos, así que te recomendamos que sigas estos 11 consejos para que le saques el máximo partido a tu experiencia laboral en España.

Fíjate objetivos tangibles

No todas las empresas tienen un programa de pasantías bien definido. No es raro que te contraten para unas prácticas en las que los objetivos no están bien establecidos. Eso no significa que no vayas a aprender nada durante las prácticas o que la empresa no sea buena. Sin embargo, puede hacer que sea difícil para ti y para tu jefe juzgar tu rendimiento real. Si te encuentras en esta situación sé proactivo y siéntate con tu jefe para que te explique qué espera de ti y fijar unos objetivos claros. Sólo así conseguirás estructurar y dar sentido a tus pasantías evitando así confusiones. Estos son algunos de los puntos que quizás quieras discutir con tu jefe:
  • Los resultados específicos que tu jefe requiere del proyecto
  • Las áreas o proyectos específicos en los que tu jefe necesita tu ayuda
  • Cómo puedes buscar ayuda y orientación durante tu estancia en la empresa
  • Dónde encontrar recursos y respuestas por ti mismo cuando sea posible
  • Cómo te comunicará tu jefe tu rendimiento
  • Cómo comunicar los plazos oficiales, los retrasos y otras actualizaciones relacionadas con el proyecto

Sé observador

Durante tu estancia en la oficina, mantén los ojos y los oídos bien abiertos. Fíjate en tus compañeros cuando se presentan en reuniones, hablan con los demás, envían correos electrónicos, etc. Puedes aprender mucho observándolos. Esto te ayudará a entender las normas y filosofía de la empresa y a evitar dar pasos en falso.

Haz contactos

Este es el mejor momento para empezar a hacer contactos profesionales. Si aún no tienes una cuenta activa en LinkedIn, es el momento de registrarte. Establece una red de networking en la oficina con tus compañeros, ya que son las personas que se convertirán en tus contactos profesionales y posibles mentores. Conéctate con ellos online en LinkedIn (incluido tu jefe) y comparte contenido relevante en tu página para ayudar a tus nuevos colegas a hacerse una idea de quién eres. Además, tu nuevo puesto te ayudará a contactar con un montón de personas que trabajan en empresas similares a la tuya. Así que no dejes de conectar con ellos también. ¿No estás seguro de cómo crear una red de contactos en LinkedIn? Pues aquí tienes un magnífico vídeo de la profesora Professor Heather Austin Heather Austin compartiendo una guía paso a paso.

Encuentra un mentor

Un mentor es alguien que puede guiarte en tus prácticas profesionales y ayudarte a crear redes y a encontrar otras oportunidades de aprendizaje. Esta persona no siempre será tu jefe. Tu jefe inmediato puede o no tener tiempo para orientarte, pero si hablas con suficientes compañeros de la oficina podrás encontrarte a un mentor adecuado. Tu mentor te mostrará el camino, pero no te llevará de la mano. Puedes confiar en él para que te dé un feedback honesto e información útil para completar tus tareas. Pedirle a alguien que sea tu mentor puede no ser una tarea sencilla. Una vez que hayas identificado a la persona que crees que puede ser un buen mentor, dile: «Estoy deseando aprender y aprovechar al máximo esta oportunidad. ¿Te importaría si te pido que seas mi mentor durante mi estancia aquí?». Selecciona a alguien a quien admires y que tenga las habilidades o rasgos que deseas desarrollar. No todo el mundo tiene tiempo o paciencia para ser mentor, así que si la persona se niega, no te preocupes. Puedes preguntarle si tiene a alguien en mente que recomendarte. Si quieres saber más sobre cómo encontrar al mentor adecuado, léete este artículo de Jeff Goins sobre ‘Cómo encontrar un mentor en 10 pasos.

Déjate el alma

Esto no aplica sólo a los becarios, sino a todos nosotros. No te limites a terminar las tareas, ve más allá. Mira qué más se puede hacer o si hay otras formas de contribuir. Siempre que se te asigne una tarea o se te dé un plazo determinado, cúmplelo, siempre. Si no vas a poder cumplir el plazo o ves que la tarea se retrasa por cualquier motivo, comunícaselo a tu jefe. Explícale a qué se debe el retraso en primer lugar y cómo vas a priorizar la tarea. Con el tiempo, al completar con éxito las tareas que se te asignen y al implicarte de forma proactiva en las actividades, te ganarás la reputación de ser una persona fiable y cumplidora. Ofrécete en todo momento Si hay algún proyecto en el que se pueda necesitar una mano extra, no dudes en ofrecerte voluntario. Los programas de pasantías rara vez son tan intensas como para no poder dedicarle un extra de tiempo. Colaborar con tus compañeros en los proyectos te ayudará a aprender habilidades fundamentales y te brindará la oportunidad perfecta para hacer contactos. Durante tus prácticas siendo estudiate, busca oportunidades para aprender a trabajar en equipo. He aquí algunos ejemplos de cómo hacerlo.

Haz preguntas y sé curioso

Tus primeros días y semanas pueden incluir sesiones de aclimatación y formación. Aprovecha cualquier momento de formación que se te ofrezca para hacer preguntas y aprender nuevas habilidades. Si no hay formación formal, busca nuevas fuentes de información por tu cuenta. Esta es una oportunidad única para entender cómo funciona una organización por dentro y por fuera. Depende de ti aprovecharla al máximo, así que asegúrate de dedicarle todas las horas que puedas a aprender.

Documenta los proyectos y comunícate

Tanto si trabajas en equipo como en solitario, es fundamental que documentes tu proyecto y crees una hoja de ruta desde el principio de la tarea. Eso te ayudará a entender todas las piezas del puzle. Qué información puedes necesitar, si necesitarás la ayuda de tus compañeros, etc. Hacerlo te ayudará a planificarte mejor y a evitar sorpresas. Esto también te ayudará a ponerte en contacto con los implicados con suficiente antelación, dándoles el tiempo necesario para planificar su agenda. Si vas a reunirte, define claramente el orden del día y compártelo con los demás asistentes por adelantado. Si asistes a una reunión sin orden del día, pregunta al organizador si necesitas preparar algo de antemano. No hay nada peor que no estar preparado para una reunión o que los miembros se incorporen a ella sin saber lo que se espera de ellos.

Lleva un diario para registrar la experiencia

A lo largo de tus prácticas profesionales, acostúmbrate a escribir en un diario para poder recordar ideas, aprendizajes y logros. Querrás llevar un registro de los detalles de tus logros, especialmente de cualquier métrica y número que pueda hacer tangible tu éxito. Ya sea a diario o semanalmente, estas notas serán especialmente útiles cuando actualices tu currículum.

Sé positivo

Las pasantías, al igual que los trabajos a tiempo completo, pueden ser estresantes. Estarás aprendiendo nuevas habilidades en un nuevo entorno en un lugar donde todo el mundo parece ser autosuficiente. A veces, puede resultar un poco desalentador y pueden surgir dudas. Aquí tienes algunas formas de mantenerte positivo:
  • Al escribir en tu diario, céntrate tanto en los momentos buenos como en los malos.
  • Habla con tus compañeros, siempre que tengas tiempo libre. Pregúntales por su propia experiencia cuando hicieron pasantías.
  • Mantente sano
  • No analices en exceso
  • Busca feedback

Asume tus errores

Nadie espera que seas perfecto desde el primer día. Cometerás errores y está bien hacerlo. De hecho, forma parte de la curva de aprendizaje. Lo importante es admitirlo y asumir la responsabilidad. Hazte cargo, comunícate con las personas implicadas y busca soluciones. Esto te ayudará a destacar y ser reconocido.

Mantente conectado

No todas las prácticas para estudiantes se traducen en una oferta de trabajo de inmediato. Si la empresa y el trabajo que has realizado te interesan, es aconsejable seguir en contacto para que, cuando se abra una oportunidad, seas el primero de la lista. Puedes enviarles actualizaciones periódicas a las personas con las que has trabajado estrechamente. Por ejemplo, si estás trabajando en un proyecto universitario o personal relacionado con tus prácticas, puedes compartir los detalles con ellos. También puedes invitar a tus antiguos compañeros a un café. Es una buena manera de compartir tus ambiciones, estar al día de las novedades del sector y de la empresa y hacerles preguntas relevantes que te aporten valor. Si tienes alguna duda sobre las universidades en España y el panorama laboral y de prácticas puedes ponerte en contacto con nosotros en info(at)studies-in-spain.com

LEAP ha ayudado a más de 600 estudiantes a conseguir prácticas en España.

Planifique una consulta gratuita ahora

Nuestros expertos lo ayudarán con sus solicitudes de pasantía y lo prepararán para la entrevista.

Get in touch

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Any questions?

Send us a message and we will get back to you within 24 hours!

Contact us

Contact Us

Request more information:

Solicite más información:

STEP 1
To help you in the best way possible. Fill out this 2 minutes during form and an Expert will contact you within 24-h.
STUDY GOAL
STEP 3
Program Detail
OTHER DETAILS
STEP 4